Etimología de Derecho

Su raíz se refleja en el latín como directus, señalando rectitud, no obstante en su forma original se lo encontraba como ius, iuris, entendiendo lo justo. Sobre directus, se observa referencia en rectus, con raíz en el indoeuropeo *reg, que se interpreta explícitamente como recto, y que funciona de puente para el armado de palabras como: correcto (en el latín correctus), rectificación (en latín rectificatio), o regla (en el latín regŭla) o resurrección (en el latín tardío como resurrectio).

Ius, iuris, son responsable también de la construcción de la palabra justicia, observada en el latín como iustitia, así como de jurisprudencia, visible en el latín iuris prudentia, entre otras.

Es posible decir que para la mentalidad romana no hay justicia sin las leyes (que constituyen el derecho), ni leyes (y por ende derecho) sin un sentido de justicia. En otras civilizaciones de la antigüedad ya había códigos normativos, pero fueron los romanos quienes articularon un sistema legal.

Observar, por otro lado, que el conjunto de la jurisprudencia de las leyes romanas es el Corpus Iuris Civilism, un texto que es considerado de suma importancia para comprender la historia del derecho.

El hombre vive en sociedad y esta circunstancia determina sus vínculos y relaciones. Por otra parte, el estado constituye la máxima expresión de una colectividad, por lo que esta institución es la encargada de velar por el orden social estableciendo normas que regulen la convivencia. Estas normas se articulan en un conjunto de códigos legales, es decir, en un marco jurídico. En síntesis, la dimensión social del individuo y el papel del estado son los ejes de coordenadas que enmarcan la idea de derecho.

Un término que debe entenderse en el marco de la civilización romana

Según el jurista y filósofo romano Marco Tulio Cicerón, donde hay comunidades humanas existe una sociedad y donde hay sociedad tiene que haber un derecho. En consecuencia, las leyes constituyen la razón suprema creada por el hombre, ya que a través de ellas se establece lo que debe hacerse y se prohíbe aquello que no es correcto para una comunidad.

Para los romanos el derecho venía a ser una norma pacificadora para el conjunto de la sociedad. Sin embargo, consideraban que no todas las normas podían integrarse en el marco jurídico, pues solo aquellas que se pueden imponer coercitivamente tienen validez legal.

El origen remoto del derecho romano se encuentra en las llamadas Xll Tablas, un documento escrito en el siglo V a.C en el que se recopilan las principales costumbres de la tradición romana (en líneas generales se considera que las normas jurídicas se fundamentan en las costumbres de un pueblo). Con respecto al contenido de las Xll Tablas sabemos que había referencias sobre el derecho de familia, de sucesiones y de obligaciones, sobre los contratos de compraventa, los bienes muebles e inmuebles y los principales delitos enmarcados en el derecho penal.

La palabra derecho tiene una referencia implícita a Tetis, la diosa de la justicia para los romanos

En la Edad Media los asuntos legales dejaron de ser expresados con el término ius y pasaron a denominarse directum, que adaptado al castellano se convierte en derecho (directum equivale a recto, correcto o equilibrado).

La palabra derecho lleva implícita una alusión metafórica a la diosa justicia, quien llevaba en su mano una balanza equilibrada como símbolo de la idea de justicia.

    : Nikhg

Vinculado

Buscador