Compartir

Etimología de Turismo

La palabra turismo la empleamos en nuestro idioma como un préstamo del término inglés tourism y, a su vez, este proviene del francés tour, que significa "dar una vuelta". Sin embargo, su origen remoto proviene del vocablo en latín tornus, que quiere decir movimiento o vuelta.

En el mundo antiguo no existía una palabra para referirse al hecho de "hacer turismo"

En consecuencia, el turista era un viajero, es decir, alguien que se desplazaba a otro territorio. Esta forma de viajar tenía normalmente un sentido religioso, pues fueron los antiguos peregrinos quienes recorrían largas distancias para conocer un lugar sagrado (el Camino de Santiago era recorrido por peregrinos cristianos de toda Europa).

Otro precedente histórico lo encontramos en los Juegos Olímpicos de la Antigua Grecia (los participantes acudían a la ciudad de Olimpia desde todos los rincones del mundo griego).

La mayoría de historiadores consideran que la palabra, en su sentido actual, empezó a utilizarse a principios del siglo XlX

Por entonces, algunos viajeros introdujeron la costumbre de desplazarse a un nuevo lugar con una intención lúdica y ociosa.

Los jóvenes aristócratas británicos que finalizaban sus estudios universitarios son considerados los iniciadores del fenómeno turístico. Así, tras la etapa universitaria comenzaban un Gran Tour por ciudades italianas como Roma, Florencia o Venecia (en estas ciudades buscaban las referencias culturales y la riqueza artística que habían conocido a través de los libros).

Con el paso del tiempo España y Grecia se convirtieron en destinos atractivos para las élites británicas, pues estos países ofrecían al viajero un modo de vida exótico y singular.

Con la aparición del tren y posteriormente del automóvil y del avión de pasajeros el turismo alcanzó una nueva dimensión. A principios del siglo XX se produjo un cambio sustancial en la historia del turismo, ya que las inhóspitas costas y playas empezaron a ser lugares atractivos para pasar las temporadas de verano.

El origen del turismo de sol y playa se encuentra en la Riviera francesa (los primeros visitantes de la Costa Azul acudían a las playas porque los baños de mar eran considerados terapéuticos y beneficiosos para la salud).

Un fenómeno con múltiples versiones

El turista es la persona que se desplaza a un lugar durante un tiempo determinado y luego regresa a su tierra de origen. Esta idea general no ha cambiado, pero sí hay todo tipo de formas distintas de hacer turismo: de sol y playa, de naturaleza, de salud o de carácter cultural.

La última versión es la virtual, en la cual no se realiza ningún viaje, sino que unas gafas virtuales proporcionan imágenes sugerentes sobre cualquier lugar del mundo.


    : Sentavio

Vinculado

Buscador