Compartir

Etimología de Testimonio

Viene del latín testimonium y este a su vez de testis, que quiere decir testigo. Por lo tanto, en su sentido literal esta palabra hace referencia a la persona que da fe de unos hechos que conoce o ha presenciado. Usamos el término testimonio en la terminología jurídica, en el lenguaje periodístico y en la narración histórica.

En la tradición de la Antigua Roma

En la actualidad cuando un ciudadano se presenta ante un tribunal para testificar sobre un asunto es habitual que sus palabras vayan precedidas de algún ritual, como prometer o jurar decir la verdad o bien colocar su mano derecha sobre la Biblia. Con este procedimiento la persona que ofrece su testimonio adquiere el compromiso de no mentir.

Esta tradición se remonta a la Antigua Roma, pero con una pequeña variante. Así, los romanos que comparecían ante un tribunal expresaban su compromiso con la verdad colocando su mano derecha sobre los testículos. Con este gesto estaban diciendo que sus palabras iban a respetar la verdad, ya que la mano sobre los testículos simbolizaba su virilidad y de alguna manera su honorabilidad.

En el octavo mandamiento

El octavo mandamiento nos recuerda que no debemos decir falsos testimonios ni mentiras. Este precepto está directamente relacionado con la dimensión social del ser humano. En este sentido, para el cristianismo las distintas formas de faltar a la verdad se oponen al deseo de Dios.

Locuciones relacionadas

Cuando se demuestra algo de una forma indubitable y fidedigna, se habla de un "testimonio fehaciente". Si una testigo declara ante un tribunal y falta a la verdad, sus palabras se convierten en "falso testimonio" y dicha consideración legal puede ser delictiva.

En el reportaje periodístico y en la reconstrucción del pasado histórico

El reportaje como género periodístico consiste en la narración de sucesos o noticias de cualquier ámbito. En términos generales, es un trabajo documental cuyo principal objetivo es informar.

El periodista cuenta una historia y para que su narración no tenga una valoración subjetiva es habitual que se incluyan diferentes relatos en primera persona protagonizados por unos individuos que tienen una relación directa con los hechos que se cuentan. Así, quienes relatan sus vivencias o experiencias en un reportaje están ofreciendo su testimonio.

Los historiadores necesitan fuentes de información fiables que pongan de manifiesto unos hechos. Una de estas fuentes es el testimonio directo o indirecto de quien ha participado o presenciado unos acontecimientos del pasado.


Vinculado

Buscador