Etimología de Violencia

Remonta al latín como violentia, asociado al adjetivo violentus, distinguiendo el proceder violento de un individuo, sobre vis, por fuerza o vigor, con raíz en el indoeuropeo *weie-, en alusión a querer tomar algo con tenacidad. Es la imposición forzada de una persona sobre otra, independientemente de la forma, contexto y vínculo de parentezco, sobre lo cual los organismos del estado y la justicia tienen obligación de velar. Puede surgir en la intimidad del seno familiar, como también en el ámbito laboral. Desctacan figuras jurídicas como la violencia institucional o la violencia de género, así como la distinción de personas que se comportan violentamente, siendo concientes de sus actos a pesar de no poder controlar sus impulsos.

Buscador