Etimología de Educación Física

Primeramente, educación aparece en el latín como educatio, relacionado al verbo educāre por educere, postulando una orientación. Con respecto a educere, se marcan las raíces ex-, en alusión a lo exterior, y ducere, sobre el indoeuropeo *deuk-, para indicar un sentido de lideranza. Física, por su parte, se observa en el latín physĭca, sobre la raíz griega physiká, en este caso entendido en el marco del desempeño y la mejora del cuerpo, en una imagen que se refleja externamente.

La idea de educación ha tenido y tiene dos esferas diferenciadas, una global y otra individual. Asimismo, todo proceso educativo se fundamenta en conocimientos humanísticos y/o científicos.

Durante siglos la actividad física no formaba parte de ninguna disciplina académica, ya que los ejercicios y las habilidades que se realizaban con el cuerpo no estaban integrados ni en la tradición humanística ni en la científica

En otras palabras, era apreciado como un simple entretenimiento lúdico o un espectáculo (esta idea tiene su germen en los ludi romanus).

En el siglo XlX los cambios tecnológicos fueron acompañados de profundas transformaciones sociales. En las principales ciudades de todo el mundo se fundan entidades y agrupaciones para practicar los nuevos deportes (fútbol, baloncesto, natación, ciclismo...).

Algunos entrenadores se dieron cuenta de una cuestión importante: cada actividad deportiva requiere de unos ejercicios específicos. Así, el auge de los diferentes deportes y la necesidad de unas técnicas concretas para su correcta ejecución son los fundamentos de una nueva disciplina, la educación física.

El sistema de entrenamiento físico conocido como gimnasia sueca se desarrolló en los primeros años del siglo XlX y su impulsor, Pehr Henrik LIng, fue un profesor de esgrima y un experto en fisiología humana que recibió la inspiración de las ideas educativas del filósofo Jean Jacques Rousseau.

Precedentes históricos

En el mundo clásico de Grecia y Roma hay abundantes referencias a la educación física. Para Platón el cuerpo y el alma debían cultivarse de manera equilibrada. Los atletas que participaban en los Juegos Olímpicos seguían pautas muy similares a los deportistas actuales (una alimentación sana, masaje para preparar la musculatura, ejercicios de entrenamiento antes de la competición...).

Las principales actividades físicas en el mundo griego y romano son las siguientes: salto de longitud, carreras, lanzamientos y lucha.

El médico y cirujano romano Galeno de Pérgamo fue el primero en describir una serie de ejercicios concretos destinados a fortalecer el cuerpo y, al mismo tiempo, introdujo el control del pulso para valorar el cansancio del atleta.

Una disciplina integral

La educación física está integrada en el sistema educativo de la mayoría de naciones. Se considera que esta formación aporta una visión integral del ser humano (se aprenden ejercicios para fortalecer el cuerpo, pero el alumno también aprende a llevar una vida saludable y a respetar a sus compañeros).

    : Nanihta

Buscador